28/1/09

DEL VUELO QUE YA NO ES

Yo antes volaba.
Sólo necesitaba pensarlo, impulsarme y extender los brazos. Planeaba a no demasiada altura sobre tejados y terrazas. Sobre campos verdes o resecos. Hacia las montañas. Esquivaba los árboles más altos. Caía en picado voluntario y remontaba a placer. Paraba en un risco a contemplar los valles a mis pies.


Dos veces conté que yo volaba. Lo decía como lo había vivido. Como algo real. No como un sueño o un deseo. Volaba como Mr Vértigo y por eso me creí esa historia. Porque yo la había vivido dentro de mí. Dejé de volar. Poner la experiencia en palabras acabó con la magia.

10 comentarios:

Endocimia dijo...

Siempre es necesario volar, no hay que caer nunca, despegar siempre
besos

chocolatina] dijo...

Siempre puedes volver a remontar el vuelo..o al menos, intentarlo.
:)

muuaks chocolatosos,
Vic.

Soportándome dijo...

JAJAJA
Esas cosas en que no se pueden contar ni escribir.

Anónimo dijo...

AY!!QUE MONO!!!

anapedraza dijo...

Shysh, ¡nunca es tarde para volver a volar!

MIGUEL

Stultifer dijo...

Claro, tanta huelga de controladores... Deberías retomar los viajes en tren de alta velocidad.

Stanley Kowalski dijo...

Si volaste una vez, podés volar mil veces mas.

Un abrazo.

alma de mazapan dijo...

vuelvo al blogueo y encuentro que has aterrizado (¿y t'has 'jartao de tierra?.....
si deseas la luna piensa en que haras con ella cuando la tengas
un abrazo enorme

Pio Valera dijo...

Muchas graciaS,,,Este detalle aunque parece poco es mucho. besos.

BIRA dijo...

Precioso texto, Shysh, y preciosa experiencia la que viviste. Aunque haya terminado la magia, puedes consolarte con haber tenido esas vivencias. Otros no llegarán nunca a eso.

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin